Search
Thursday 19 September 2019
  • :
  • :

Anulación del cambio de hora evidencia que la gran mayoría del consumo eléctrico NO es domiciliario

Qué hoy Chile viva durante todo el año en horario de verano, es una buena noticia mientras haya luz natural. Pero una mejor es que Máximo Pacheco, el titular de Energía, reconozca que el gasto domiciliario es un tercio del consumo total de electricidad.

Pacheco Matte sucioEl Ministro de Energía, Máximo Pacheco, ha definido que no exista un horario diferenciado entre horarios de verano e invierno, puesto que el gasto energético no varía dado a que es un tercio del consumo total.

En efecto. El 16% del consumo total de electricidad en Chile es de los usuarios domiciliarios. El 40% se gasta en minería y casi un 35% en industria y comercio. Sin embargo, los ciudadanos son justamente los que pagan más caro por ella, dado a que los contratos que hacemos son con las distribuidoras y no directamente con las generadoras, que desde la dictadura se mantiene concentrada en Aes Gener, Colbún y Endesa, quienes nos mantienen con una matriz energética binarizada en hidro y termo electricidad, convirtiendo a Chile en una Zona de Sacrificio.

Hoy la autoridad reconoce abiertamente que la “crisis energética” y todas las amenazas de cortes, apagones, desabastecimiento y esa tormenta perfecta que nos dejaría a oscuras, no son tales. Que es la gran minería, privatizada a un 73%, sin royalty y que apuesta por abaratar costos recurriendo al carbón, materia prima del 63% de la energía que se genera en Chile, la que tiene en sus manos reducir los niveles de consumo y elaborar una política seria de eficiencia energética.

Es importante tenerlo claro, y que gracias a esta coyuntura, los ciudadanos supimos qué es realmente lo que nos apremia y eleva los costos de electricidad, y qué puede reducirlos realmente. Por eso apoyar y exigir la autogeneración eléctrica por medio de Energías Renovables No Convencionales, con paneles solares para todas las casas con subsidio,  es una medida que de verdad puede terminar con el sucio negocio energético. 

 

  


Karen Hermosilla

Soy una reverde por naturaleza. Quiero que esta civilización se escurra de una vez y traslade su narciso antropocentrismo a un razonable ecocentrismo. No les compro a los shustentables que apoyan el capitalismo verde y la RSE.