Search
Monday 23 September 2019
  • :
  • :

El pito corre para la derecha, compañero

La criminalización de la marihuana ha venido curiosamente de los gobiernos de la Concertación, aunque hoy Lagos se suba al carro de la legalización para todas las drogas. En cambio la derecha ha sido más progresista en el tema, de forma práctica. ¿Populismo? Como sea lo cierto es que las políticas públicas van justo a contracorriente de las tendencias mundiales en favor de una planta lejana a una “droga dura”.

carter– ¿Pa’ dónde corre?
– Siempre hacia la izquierda po’ hermanito,

Hasta el día de hoy escucho esa conversación cuando se va a compartir un pito entre un grupo de amigos, como si fumar marihuana fuera un acto de reivindicación política post dictadura. Pero resulta irónico si les digo que en realidad, en este país, corre para el lado inverso. Porque fue la derecha de Pinochet la que propició el autocultivo para consumo personal en la ley 18.403, publicada en 1985, donde se avala la tenencia de plantas siempre y cuando las circunstancias no hagan presumir el propósito de tráfico ilícito1. Algo tan simple que años más tarde fue erradicado.

La ironía sigue con el retorno a la democracia, con la recuperación de la libertad y la “alegría”, porque con Aylwin nace el CONACE (actual SENDA) y en los años siguientes la marihuana cayó en un espiral de estigmatización que parecía no tener fin. Cada gobierno de la Concerta la fue hundiendo en el “peso” de nuestra legislación.

Con Frei se invirtió el peso de la prueba y quedando en manos del usuario demostrar que las plantas son para consumo personal; Lagos creó la Ley 20.000, naciendo la figura de microtráfico y como guinda de la torta la “mami” Bachelet, puso a la cannabis en la lista 1, como si se tratara de una sustancia tan tóxica como la cocaína o la heroína.

En 20 años se pasaron por el culo a decenas de miles de personas que vieron vulnerados sus derechos al ser tratados como delincuentes por el sólo hecho de andar con un pito en el bolsillo o cultivar para su consumo personal. Penas de cárcel desproporcionadas y millones de dólares mal gastados en combatir la “droga” equivocada.

Resulta más irónico aún si pensamos que se jactan de ser los defensores de la justicia, la libertad y los derechos humanos, pero sentaron las bases del prohibicionismo en Chile haciendo muy poco, por no decir nada, ante la evidencia de su fracaso. Definitivamente, aquí nunca corrió para la izquierda.

Pero cuando intentamos hacerlo ir hacia el otro lado, al parecer la cosa anda un poco más fluida. Fue Francesca Florenzano quien dejó la puerta abierta para sacar a la marihuana de la lista uno,  justo antes de la desvincularan de su cargo en el Senda; una sorprendente jugada de alguien que venía de la administración Piñera.

Pero sin lugar a dudas el máximo logro lo tuvo el alcalde de La Florida, Rodolfo Carter y su proyecto para el cultivo de cannabis medicinal para asegurar su suministro a pacientes con cáncer en la comuna. El edil UDI, así como Florenzano, demostraron que basta un poco de voluntad política para marcar la diferencia.

Al menos en esta materia, son los conservadores quienes han sido más progresistas y se han atrevido a avanzar. Tarea pendiente para ese sector político que sigue tratando de reivindicarse a partir de viejas consignas de respeto, pero que cada vez tienen menos credibilidad por la evidente incoherencia entre discursos y prácticas.

Por eso, hasta ahora en Chile, el pito corre hacia la derecha, compañero.

  


@dalenando

Productor y mánager multifacético, periodista digital, melómano y activista cannábico. Ando en bicicleta y me gustan los asados. Sígueme en @dalenando


  • Diego Tapia Lira

    Es cierto. Pero debemos reconocer que, más allá de los resultados concretos, varios actores políticos de la izquierda chilensis también han realizado notables aportes a esta discusión, tales como don Nelson Ávila, MEO o Fulvio Rossi, por nombrar algunos.

    • Grenet

      Diego, tienes toda la razón. Ahora, lamentablemente, quienes han dado el paso político fundamental, para que esta rueda haya empezado a “rodar”, en el sentido en que va, fueron actores de la derecha. (no soy derechista, me considero mas bien de izquierda. ex-militante radical, ahora independiente, activista y cultivador). Eso se agradece. Hay que sumar para encausarla por el rumbo correcto. Un abrazo Diego. Que tengas buen día. Foto: Propia, Magnum Autofloreciente.

  • Pingback: El Reverde – En Vivo: Comisión de Salud discute proyecto que legaliza el autocultivo de cannabis()

  • Pingback: El Reverde – La primera ciclovía que brilla está inspirada en la obra de Van Gogh()